Crear una oficina ergonómica en casa en épocas de teletrabajo

28/05/2021

Sarai

Temas: Teletrabajo - Mobiliario oficina

valoración de Crear una oficina ergonómica en casa en épocas de teletrabajo

5 de 5 basado en 1 voto

Espacio ergonómico para teletrabajarEl teletrabajo es una realidad, y todos lo sabemos. Ha llegado para quedarse. Incluso en los portales de empleo como Jooble, hay ofertas de teletrabajo, algo impensable no hace tanto. Quizá no en todos los puestos o quizá de forma híbrida, combinando el trabajo en casa con el trabajo en la oficina. Pero, sea como sea, es un hecho al que tenemos que adaptarnos. ¿Y cómo hacerlo? Empezando por adaptar nuestro hogar y convertirlo en un home office.

La ergonomía de la oficina en casa debe ser tu prioridad, ya que tiene un gran impacto en tu salud, tanto física como mental, y en tu productividad y concentración. Debes lograr que tu rincón de trabajo esté adaptado a tus necesidades laborales y físicas para proporcionarte bienestar. Por tanto, tu objetivo debe ser trabajar de forma cómoda y segura. ¿Quieres saber qué necesitas para ello? ¡Sigue leyendo este post!

Cómo crear un espacio apropiado para el teletrabajo

Son muchos los factores que afectan a que un espacio sea adecuado o no para trabajar. Sin embargo, los más importantes son la calidad de la luz, la ergonomía de la silla y de la mesa, y el sistema de almacenaje.

Iluminación adecuada

Lo ideal es que dispongas de una buena fuente de luz natural, siempre que no impacte directamente en la pantalla de tu ordenador. Pero esto no siempre es posible. Por ello, es importante tener una iluminación artificial que complemente a la luz solar.

Así, tu lugar de trabajo debería tener una luz brillante y uniforme en el techo. Además, es recomendable utilizar una iluminación indirecta adicional orientada, por ejemplo, a la pared, y un flexo de escritorio que proporcione una buena luz a la mesa.

Silla de oficina ergonómica

Hay muchos tipos de sillas de oficina, pero no todas son adecuadas para tu espalda y tu cuello. Cuando trabajas con el ordenador, pasas muchas horas sentado y la salud de tu espalda se resiente, produciéndote dolores de cabeza, problemas de visión, mareos, etc. Por eso, debes elegir una silla de oficina ergonómica. Una correcta postura ergonómica se caracteriza por poner la espalda y el cuello rectos, con la mirada al frente, y los pies reposando cómodamente en el suelo.

Lo esencial es que la silla que elijas sea flexible, con un sistema de regulación tanto en altura como lumbar. Así mismo, es mejor si se trata de una silla de ruedas, ya que te permite moverte por el espacio y cambiar de postura cada cierto tiempo. Por ejemplo, puedes probar nuestra silla Q-Connect, que dispone de todas las características necesarias para cuidar tu salud.

Mesa de trabajo

Al inicio de la pandemia, todos utilizábamos las mesas que teníamos por casa, ya fuera la del comedor o la de la cocina. Sin embargo, un buen home office, requiere de una mesa adecuada para llevar a cabo tus tareas diarias de forma cómoda y saludable. Por tanto, el tamaño de la mesa debe ser lo suficientemente amplio como para que puedas trabajar con el ordenador, el teclado, el ratón y cualquier otro elemento que utilices en tu actividad laboral.

Por otro lado, una mesa de trabajo debe tener, idealmente, una altura de unos 72 o 73 centímetros. No obstante, eso va a depender también de tu altura, por lo que la mesa puede estar entre 63 y 76 centímetros sobre el suelo. Además, debes poder colocar las piernas bajo ella de forma cómoda y tener libertad de movimiento. Por ello, no debes poner cajoneras ni armarios de manera que obstaculicen ese movimiento.

Almacenaje

Aunque parece ser un aspecto menos relevante, la organización del escritorio y de la zona de trabajo también tiene un importante impacto en tu bienestar y en tu productividad. Así, debes disponer de cajoneras y estanterías que te permitan tener la mesa ordenada. Además, es importante que puedas centrarte únicamente en aquella tarea en la que tengas que trabajar. Por eso, es bueno poder guardar todo lo relacionado con tareas que aún no has gestionado de manera que no te causen estrés. En este sentido, un buen sistema de archivo es esencial. Si utilizas colores en tus archivadores que proporcionen armonía al espacio, mucho mejor. Puedes mirar en nuestro catálogo de archivadores para coger algunas ideas.

Con todos estos consejos en mente, ya estarías listo para montar tu home office de la forma más ergonómica y saludable para ti. ¡Crea tu espacio de la forma más cómoda y que nada frene tu trabajo!

Deja tu voto sobre el artículo

Subir arriba