Cómo personalizar zapatillas de tela con pintura

30/04/2020

Papelería Distrimar

Temas: Manualidades

zapatillas de tela pintadasLas zapatillas de tela son un elemento indispensable en el armario de pequeños y mayores. Son cómodas y versátiles. Al ser un calzado que todo el mundo usa, podemos darle un toque distinto y original que nos distinga de los demás, decorándolas con pintura para tela.

¿Quieres personalizar tus zapatillas y hacerlas únicas? En este artículo te explicamos los mejores trucos sobre cómo pintar zapatillas de tela para obtener grandes resultados, incluso si no se nos da muy bien dibujar.

También daremos un repaso a los materiales más adecuados para pintar en tela y las distintas técnicas que se pueden aplicar según el tipo de decoración que hayamos pensado para nuestras zapatillas pintadas.

Antes de pintar nuestras zapatillas de tela

Antes de empezar a decorar nuestras zapatillas pintadas, debemos tener en cuenta algunos detalles. Te recomendamos leer este post sobre cómo usar pintura de tela, lleno de consejos útiles si es la primera vez que usas este material.

Es importante utilizar pintura específica de tela. Piensa que las zapatillas necesitan limpieza y otro tipo de pintura puede estropearse y arruinar tu calzado favorito. También necesitaremos pinceles de distintos grosores, una paleta para hacer mezclas de color y cinta adhesiva para cubrir las zonas que no queremos pintar y evitar manchas. 

Como siempre que hacemos manualidades con pintura, es aconsejable proteger la zona de trabajo con papel de periódico o plástico. Para conseguir el mejor resultado debemos lavar o limpiar las zapatillas antes de pintarlas. Este paso es fundamental.

¿Qué tipo de zapatillas de tela puedo pintar?

Es habitual usar zapatillas de tela blancas, pero se pueden pintar zapatillas de otros colores. Si son oscuras, utiliza colores claros para pintarlas. Probablemente necesiten de alguna capa de pintura extra, pero pueden quedar muy bien.

Un consejo muy importante es el orden en el que aplicamos los colores. Siempre empezaremos por los tonos más claros. Esto lo hacemos por varios motivos: en primer lugar es fácil tapar un fallo de un color claro con otro más oscuro. Además, al empezar por tonos claros podemos dar a nuestros dibujos profundidad y brillos donde los necesitemos.

Te recomendamos que quites los cordones antes de empezar a pintar para que no se manchen. Dependiendo del diseño, puedes sustituir los cordones por otros de un color que pegue con el nuevo aspecto de tus zapatillas pintadas.

Técnicas fáciles para pintar en tela

No hace falta ser un dibujante avezado para tener unas zapatillas vistosas y con un buen acabado. Tenemos distintas técnicas que nos ayudarán a pintar en tela.

La cinta adhesiva es una gran aliada. Podemos tapar las zonas que no queramos pintar siguiendo un patrón geométrico o de rayas. Pintando los huecos sin tapar, conseguiremos diseños espectaculares. Combina colores contrastados con la técnica del color block o distintos tonos dentro de la misma gama de color.

Con una plantilla recortada y pegada a la zapatilla tampoco tendremos que dibujar nada. Recurre a formas sencillas como lunas, estrellas, triángulos o rombos, y juega con los colores. Para hacer unas zapatillas pintadas con lunares, un buen truco es usar un lápiz de los que lleva goma incorporada. Sumergimos la goma en la pintura y presionamos sobre la zapatilla para dejar impreso el lunar.

Con cepillos de dientes viejos mojados en pintura, se puede aplicar la técnica del estarcido. Basta con salpicar gotas de pintura en las zapatillas. Puedes optar por un diseño abstracto, simplemente aplica la pintura dando golpecitos al cepillo previamente mojado con pintura. También puedes usar una plantilla y aplicar pintura de varios colores, hacer una gradación… 

Si las zapatillas son oscuras, puedes usar colores anaranjados, violetas, azules y blancos para crear un efecto de galaxia a base de salpicaduras con el cepillo de dientes.

Para conseguir un efecto de acuarela, prueba a diluir la pintura con agua. Dependiendo de lo líquida que esté, quedará más translúcida dando un acabado muy sutil.

Hay otros materiales y técnicas que te permitirán dar textura a tu diseño, como esponjas o sellos de estampación. Te recomendamos experimentar con una tela vieja de algodón o un trapo antes de comenzar a pintar las zapatillas para hacerte una idea de cómo quedarán. 

Diseños más complejos para pintar zapatillas de tela

Si quieres reproducir un motivo, pero tus habilidades de dibujante no son las mejores, siempre puedes calcarlo. Te recomendamos usar papel de calco amarillo, que se ve menos, y fijar muy bien el calco y el dibujo a la zapatilla, ya que al ser una superficie curva, se nos puede mover el dibujo.

Si pintas bien y vas a copiar un dibujo, te aconsejamos hacerlo a lápiz. Si te equivocas es fácil corregir el error con una goma de borrar. Para no ensuciar la zapatilla, borra dando pequeños toquecitos y sopla para quitar los restos de goma, pero nunca frotes.

Como ves, personalizar tus zapatillas de tela es fácil y divertido siguiendo una serie de pasos muy sencillos. Así conseguirás tener un diseño exclusivo y a tu gusto con la satisfacción que da el hacerlo tú mismo.

Deja tu voto sobre el artículo

Subir arriba

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación y guardar el contenido de la cesta. Si continuas navegando consideramos que aceptas su uso.OKMás información