Cómo aprender a hacer caligrafía artística paso a paso

29/10/2020

Papelería Distrimar

Temas: Manualidades

caligrafía artísticaLa caligrafía artística está en pleno auge. El arte de escribir de forma artística requiere de práctica y constancia para adquirir la destreza necesaria. En este artículo vamos a explicarte cómo aprender caligrafía artística paso a paso y qué materiales son los mejores para iniciarte en este mundo. Además, hablaremos de los beneficios que tiene aprender caligrafía y te daremos consejos para que aprendas de forma fácil y divertida.

Qué es la caligrafía artística y para qué sirve

La caligrafía artística consiste en escribir de forma estética, usando normalmente una pluma estilográfica o incluso pinceles especiales. Es parecida al lettering, pero se diferencian en que la caligrafía consiste en escribir palabras y el lettering en dibujarlas. Por eso, las técnicas y materiales son distintos. La caligrafía sirve para seguir el mismo estilo de escritura a lo largo de un texto y que este se entienda bien y sea perfectamente legible. Por tanto, su estilo es algo más sobrio y menos colorista que el lettering.

Existen distintos tipos de caligrafía con técnicas muy diferentes. Además de la occidental, encontramos la árabe, la china y la japonesa, también llamada shodo.

La caligrafía artística ofrece beneficios tanto para la calidad de nuestra letra como para mejorar la ortografía. También es una actividad que mejora nuestra psicomotricidad fina. Cultiva la paciencia, favorece la concentración y nos ayuda a relajarnos.

Es una buena idea introducir a los niños en la práctica de la caligrafía artística. Les ayudará a mejorar su comprensión lectora y su memoria y por supuesto, no es incompatible con el uso de las nuevas tecnologías. Los niños pueden comenzar a practicarla con lápiz y a medida que aumenten sus destrezas, enseñarles a usar la pluma.

Qué necesitas para practicarla

Para aprender caligrafía, no necesitas una gran inversión en materiales. Para un nivel de principiante, te aconsejamos usar papel de pauta cuadriculado para practicar usando la cuadrícula como guía. El otro instrumento fundamental es la pluma estilográfica. Puedes comenzar a hacer caligrafía con lápiz para poder corregir errores hasta que te sientas más seguro. Para pasar a la pluma de forma progresiva, o puedes usar un bolígrafo. También es importante contar con un espacio bien iluminado y una mesa amplia para practicar.

Cómo hacer caligrafía artística paso a paso

Antes de comenzar a escribir, debes asegurarte de mantener una buena postura y tener una iluminación correcta. El foco de luz debe colocarse de forma que la mano que escribe no haga sombra en el papel.

El agarre de la pluma o el lápiz también es muy importante. La pluma no se coge igual que un bolígrafo y para que la escritura sea fluida tienes que encontrar el ángulo ideal. Para conseguirlo, la única manera es probar.

En primer lugar, la muñeca y los dedos deben estar relajados, no aprietes la pluma. Sujétala entre los dedos pulgares e índice sin apretar o te terminará doliendo la mano. Usa el dedo corazón para apoyar el cuerpo de la pluma. Inclina la pluma en un ángulo de unos 45 grados y posa la punta, llamada plumín sobre el papel. Para acostumbrarte a la inclinación y presión que debes ejercer con la pluma estilográfica, prueba a hacer distintos trazos, tanto rectos como curvos.

Antes de lanzarte a escribir palabras, lo ideal es que practiques distintos tipos de trazos. Es importante dominar las líneas paralelas para conseguir simetría. Haz líneas rectas de distinta longitud e inclinación. Practica también la separación entre líneas. El siguiente paso es dibujar líneas en zigzag y curvas. Lo ideal es comenzar usando papel cuadriculado o de pauta y luego pasar al de doble raya hasta que consigas que la altura de tus trazos sea la misma. La precisión y la uniformidad se consiguen practicando. ¡Ten paciencia!

Otro ejercicio importante para ir adquiriendo destreza es practicar la presión que ejerces sobre el papel con la pluma. Para trazar líneas ascendentes, hay que aplicar menos presión que para dibujar líneas ascendentes. Practica la dirección de los trazos intentando ser consciente de la presión ejercida y sin apretar la pluma.

Cuando tenga soltura, pasa al papel blanco y ve creando un estilo de letra personal y que seas capaz de mantener igual durante todo el texto que vayas a escribir. Comienza practicando con letras y poco a poco, escribe palabras y frases enteras. Hay elementos tipográficos que puedes personalizar para hacer de tu caligrafía algo único como son los signos de puntuación, los rabillos y las serifas de las letras.

Para darte ideas, siempre puedes ver algunos tutoriales de YouTube donde verás en acción las técnicas para aprender caligrafía artística. La paciencia y el tesón son el secreto para dominar esta disciplina.

La forma en que escribes dice mucho de ti. Aprender caligrafía es una actividad llena de beneficios que te ayudará a tener una letra bonita y cuidada. ¿Te animas a escribir con buena letra?

Deja tu voto sobre el artículo

Subir arriba

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación y guardar el contenido de la cesta. Si continuas navegando consideramos que aceptas su uso.OKMás información