5 tarjetas para el Día de la Madre que puedes hacer fácilmente

09/03/2020

Papelería Distrimar

Temas: Manualidades

tarjeta para el día de la madreLas tarjetas para el Día de la Madre son un clásico que nunca pasa de moda. Son la forma perfecta para demostrarle a la mujer más importante de nuestra vida cuanto la queremos, sin importar los años que tengamos nosotros o que tenga ella.

En España se celebra el primer domindog de Mayo, si se te está echando este día tan señalado encima y no tienes tiempo para hacer algo complejo o comprar algún detalle, las tarjetas personalizadas que te vamos a enseñar a hacer en este post harán que tu madre esté contenta durante semanas (¡o incluso meses!).

Tarjetas para el Día de la Madre, manualidades aptas para todos

A continuación te vamos a mostrar cinco ideas diferentes para que puedas hacer una tarjeta original con la que felicitar a tu madre por su día. Porque nada expresa tanto cariño como algo en lo que hemos puesto nuestro propio esfuerzo. Además, son modelos perfectos para llevarlos a la práctica con los más peques.

Unas flores para toda la vida

En esta primera opción de tarjetas para el Día de la Madre hechas a mano vamos a hacer un original diseño con unas flores que durarán mucho, mucho tiempo. Vas a necesitar varias cartulinas, en color verde para las hojas de las flores, marrón para la maceta, y otras dos cartulinas del color que prefieras, una para hacer de base de la tarjeta y otra para las flores.

También te hacen falta unos folios, pegamento, un lápiz, un rotulador negro, unas tijeras y limpiapipas verde.

Como flores hemos escogido unos tulipanes por ser símbolo un símbolo de cariño y amor fraternal.

Comenzamos trabajando con las diferentes cartulinas y dibujando en ellas las flores, las hojas y la maceta. Como es un diseño con relieve, multiplica por dos tanto las macetas como las flores.

A continuación pega el diseño en la cartulina base, dobla y pega los tulipanes sobre los que ya tenías pegados. Ahora escribe tu mensaje en la maceta y pega la segunda maceta solo por la parte superior, así tu madre puede abrir la maceta desde abajo y leer lo que has puesto. 

Una tarjeta digna de un artista

Si buscas algo sencillo y a la vez muy artístico puedes usar lápices acuarelables. En este caso la base de la tarjeta será un papel para acuarela, que es mucho más resistente y no se estropea con el agua.

Sobre el papel haz el diseño que más te guste. Si no se te da muy bien el dibujo siempre puedes ayudarte con alguna plantilla que hayas encontrado online. Ahora usa los lápices acuarelables para pintar el diseño. Por último, humedece un pincel en un poco de agua y pásalo por las zonas coloreadas para conseguir el efecto acuarela.

Todas las rosas del mundo para la mejor madre

Las rosas son uno de los regalos clásicos del Día de la Madre, pero si es un regalo para una madre a la que no le gusta ver las flores marchitarse, mejor elegir una opción más duradera.

Vamos a ver cómo hacer tarjetas para el Día de la Madre que tengan unas originales rosas en 3D incorporadas.

Escoge como base una cartulina del color que más te guste y dóblala por la mitad. En la cara superior dibuja los tallos de las rosas. Ahora coge plastilina en color verde y en color rojo. Con la verde vamos a hacer unas hojas que iremos pegando a lo largo del tallo.

Coge la plastilina roja y haz un pequeño rulo que luego irás enrollando sobre sí mismo. Saca un poco hacia fuera los bordes de la espiral y ya tienes una rosa espectacular, ahora solo queda pegarla en su sitio.

Rasca y… ¡gana!

Esta opción es muy original. Se trata de hacer una tarjeta en la que nuestra dedicatoria estará oculta debajo de un dibujo. Para empezar necesitas cartulina y papel contact. Dibuja un corazón sobre el papel contact y haz otro exactamente igual en la cartulina, en este último escribe tu dedicatoria y borra luego el borde del corazón. Ahora coloca el papel contact sobre el mensaje.

A continuación mezcla a partes iguales pintura acrílica del color que elijas con jabón líquido para lavar los platos. Cubre todo el corazón y deja secar. Vuelve a dar otra capa si consideras que es necesario. Antes de que la última capa se seque puedes decorar el dibujo con un poco de brillantina. Con ayuda de una moneda, tu mensaje oculto saldrá a la luz.

Tarjeta foami

Una opción sencilla y que da mucho juego. Solo necesitas una cartulina que sirva de base para la tarjeta y varias láminas de foami. Recórtalas para hacer el diseño que más te guste y pégalas sobre la cartulina con ayuda de pegamento en spray. Superponiendo varias capas puedes conseguir un original diseño en 3D.

Estos son solo algunos ejemplos, pero existen miles de posibilidades para hacer tarjetas para el Día de la Madre que sean originales y artesanas. ¡Anímate a probar!

Deja tu voto sobre el artículo

Subir arriba

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación y guardar el contenido de la cesta. Si continuas navegando consideramos que aceptas su uso.OKMás información